Los fieles se reunieron en la iglesia Saint-Sulpice


La Misa Crismal en pantalla gigante LMB46

Dos días después del incendio de la Catedral Notre-Dame de Paris, la ceremonia más importante de semana santa, la Misa Crismal, se llevó a cabo en la iglesia Saint-Sulpice.

Pocas horas antes del evento, SUPERVISION se movilizó para responder al llamado de la Diócesis de Paris para instalar su LMB46, la pantalla último diseño de su flota.

De esta forma, alrededor de 2000 fieles que no pudieron acceder al interior de la iglesia, se reunieron en la explanada para asistir a la misa y brindar un homenaje lleno de emoción a la catedral herida.